Construcción de un muro de contención


Muro de contención

¿Quieres saber como un muro puede contener masas de tierras, miles de litros de agua o incluso mantener en pie una casa? A continuación te contamos el proceso que permite que se mantenga estable.

Proceso de construcción de un muro de contención

El proceso de construcción de un muro de contención se realiza en varias etapas:

  1. Trazado de la cimentación del muro en el terreno
  2. Excavación de la cimentación del muro
  3. Soldado
  4. Colocación del refuerzo de acero para el muro
  5. Vaciado del concreto de la cimentación del muro
  6. Colocación de los tubos de drenaje
  7. Encofrado del Muro de contención
  8. Llenado de concreto del muro de contención

Si quieres saber más en profundidad sobre el proceso de construcción de los muros de contención, que tipos hay y cuánto cuesta fabricar uno sigue leyendo. 

Antes de empezar con el proceso de construcción hay que tener una serie de cosas en cuenta:

  • Evitar la acumulación natural de agua detrás del muro creando pequeños canales de drenaje y dirigirlos fuera de casa, cuidando de no dañar a las edificaciones vecinas.
  • Dado que la cimentación es la base que va a soportar todo el peso hay que asegurarse de que sea correcta.
  • Los muros de contención pueden ser construidos de diversos materiales como de tierra compactada, piedra grande etc.
  • Si el terreno está al lado de un cerro o en una ladera, lo primero que se tendría que hacer después del trazo es el muro.
  • En el caso de que el muro sea de concreto hay que considerar paños del muro de entre 3 y 5 m. 

Etapas del proceso de fabricación de un muro de contención: 

Trazado de la cimentación del muro en el terreno

Se dibuja todo el contorno de la base del cimiento. 

Excavación de la cimentación del muro

Se excava en su totalidad la zona trazada y se controla la altura de la excavación fijándose en que el fondo de la zanja quede limpio y parejo. Hay que verificar que no exista ningún material orgánico en toda la zanja, como raíces, restos de animales u otros para evitar cualquier tipo de colapso más adelante.

Solado

Consiste en vaciar una ligera capa de concreto pobre, o la mezcla de cemento y arena, para obtener una superficie plana, donde se trazará la ubicación del acero.

Colocación del refuerzo de acero para el muro

Se coloca el acero de la cimentación y el acero del propio muro al mismo tiempo. Hay que comprobar que el acero de la parrilla de la cimentación esté separado del suelo y para ello se ponen dados de concreto pobre. De esta forma nos aseguramos que la parrilla quede a la altura indicada en el plano de construcción. 

Vaciado del concreto de la cimentación del muro

Se debe vigilar la verticalidad del acero del muro y asegurarse de que no se mueva de la parrilla o del conjunto de varillas de fierro en la cimentación. Luego, se vacía el concreto, el cual se tiene que hacer sobre una superficie libre de material orgánico como raíces, plantas, restos, etc.

Colocación de los tubos de drenaje

Una vez concluido el proceso de vaciado, se elabora el cuerpo principal del muro de concreto. No hay que olvidarse de corroborar la verticalidad del muro antes de la colocación de los tubos de drenaje.

Encofrado del Muro de contención

Antes de encofrar o amoldar el muro, hay que verificar que el acero esté colocado correctamente en vertical y horizontal. Después se pone el encofrado o molde, comprobando que la cara de la madera esté separada del acero.

No se pueden usar materiales como la piedra, madera, lata, etc. que no sean los dados de concreto. Corrobora que el acero vertical quede perfectamente horizontal. 

Llenado de concreto del muro de contención

Se vierte el concreto con unas varillas de fierro motorizadas o un vibrador para obtener una buena  distribución. También se pueden emplear varillas gruesas para uniformizar el concreto proceso conocido como “chucear”. Para finalizar se desencofra o retira el molde de madera del muro, un día después del vaciado.

Aspectos a considerar

Hay que tener en cuenta que si existe agua en el terreno puede producir reblandecimiento de la masa de tierra, modificando la estructura e incrementando el empuje. Por ello se instala un sistema de drenaje para controlar y eliminar los riesgos que se puedan producir por acumulación de agua en la parte posterior del muro. Un ejemplo de estos sistemas sería los mechinales el cual  consiste en hacer agujeros llamados mechinales dejados en el muro cuya función consiste en desagüar. Estos agujeros se pueden llamar también troneras o barbacanas.

El concreto que se utilice debe tener una resistencia mínima de 210 Kg/cm2.

Etapas de construcción de un muro de contención de hormigón armado

  1. Replanteo
  2. Excavación y Movimiento de Tierras
  3. Ejecución del Hormigón de Limpieza
  4. Colocación de la armadura de la zapata
  5. Hormigonado de la zapata.
  6. Encofrado de la cara interior (intradós)
  7. Colocación de la armadura del muro de contención
  8. Encofrado de la cara exterior (extradós)
  9. Puesta en Obra y Vibrado del hormigón
  10. Desencofrado

Para mejorar la estabilidad es mejor ejecutar el muro con una sección trapezoidal. Si las características de edificación lo permiten, es mejor que la parte exterior del muro forme un plano inclinado (escarpa), así se baja el centro de gravedad y se asegura la estabilidad del conjunto.

Juntas de construcción en muros de contención

Las juntas de construcción son un tipo de pieza junto con las juntas de contracción y las de expansión con las que debe de contar un muro de contención. Las juntas de construcción tienen que estar en los planos con las separaciones y detalles bien expuestos y deben seguir el proceso constructivo especificado en la norma de construcción NC-MN-OC07-01.

Estas juntas se colocan cuando se termina  la jornada de trabajo  y siguiendo con el plan predeterminado (juntas de construcción programadas). También existen las juntas de construcción imprevistas y se ponen cuando por causas fortuitas se producen daños en los equipos de colocación, lluvia, o interrupción del suministro de concreto.

Las juntas de construcción se utilizan para controlar deformaciones, y así poder reducir los incrementos de los esfuerzos en los materiales por la dilatación térmica. 

¿Qué es un muro de contención? Partes y Funciones

Un muro de contención es una estructura rígida destinada a estabilizar un terreno deteniendo el empuje horizontal de masas de tierras o conteniendo algún material o elemento líquido. 

Para que un muro de contención sea estable, un conjunto de fuerzas deben oponerse para que contrarresten los esfuerzos verticales y los empujes horizontales que transmiten los pilares o paredes de carga

Partes de un muro de contención

Los muro de contención cuentan con distintos elementos que lo conforman:

  • Puntera o base del muro, está debajo del resto del muro pero no bajo el terreno.
  • El tacón, es la parte del cimiento  que se introduce en el suelo y ofrece una mayor sujeción.
  • Talón o parte del cimiento opuesto a la puntera introducido también en el terreno
  • Alzado o cuerpo. El la parte del muro que se levanta sobre los cimientos. Dependiendo su altura y su grosor de la carga a soportar.
  • Intradós o parte externa del alzado
  • Trasdós o superficie interna del alzado, está en contacto con el terreno sostenido.

Funciones de los muros de contención

Los muros de contención cuentan con diferentes aplicaciones prácticas, se pueden construir tanto en terrenos llanos en los que se quiera construir distintos niveles como en terrenos  con algún tipo de inclinación natural en la que se quiera hacer un jardín. 

También pueden ser empleados como bases subterráneas para el emplazamiento de una construcción y cuando es necesario realizar un empuje de tierras que impide el deslizamiento de la tierra hacia zonas ya construidas o habilitadas evitando así que se derrumbe la tierra que sostiene. 

En otros casos, se pueden utilizar para realizar la función de contenedor de agua y otros líquidos.

Tipos de muros de contención

Los muros de contención se pueden hacer con distintos materiales, los más comunes son el de hormigón, de mampostería, de tierra etc…

Muros de contención de hormigón

El hormigón se emplea muy frecuentemente para hacer muros de contención. El  resultado es que se obtienen muros muy resistentes y con un precio relativamente económico. 

Los muros de contención de hormigón también se pueden fabricar en forma de bloques. Utilizar bloques de hormigón ofrece muchas ventajas en la construcción del muro:

  • La colocación es más simple
  • Si necesita menos tiempo
  • Se requiere menor cantidad de mezcla
  • Mayor rendimiento en la mano de obra
  • Posibilidad de eliminar revoques
  • Alta resistencia al fuego y las inundaciones
  • Y si se utilizan los bloques SPLIT, no es necesario realizar ninguna tarea extra tras la instalación del producto

El proceso de fabricación de este tipo de muros se podría resumir en las siguientes tareas:

  • Preparar los cimientos excavando una zanja para la zapata
  • Hormigonar la zapata y dejar la superficie igualada
  • Levantar el muro colocando los bloques en hilera y utilizando un mortero adecuado

En este video podrás ver todo el proceso de construcción de un muro de contención de hormigón. 

Muros de contención de mampostería

Los muros de contención de mampostería están conformados por la mezcla de piedra braza con mortero de cemento. Se acomodan de forma que haya el menor porcentaje de huecos rellenos con mortero. Hay que tener en cuenta que cuanto más roca haya, mayor será la probabilidad de agrietamiento del muro por presencia de zonas de debilidad estructural interna. 

Ventajas

  • Cuando hay stock de bloques de roca son bastante económicos.
  • Son visualmente más atractivos

Desventajas

  • Se requiere muy buena fundación 
  • Resistencia muy baja a la flexión
  • Son muy vulnerables a los movimientos

Muros de contención en concreto reforzado

Los muros de contención de concreto reforzado son relativamente esbeltos y normalmente con forma de L. Cuentan con un relleno en tierra por encima de la cimentación y deben apoyarse en una cimentación por fuera de la masa inestable. Pueden ser empotrados o en voladizo, con contrafuertes y con estribos etc.

Ventajas

  • Pueden emplearse en alturas superiores a los 8m 
  • Se utilizan métodos convencionales por lo que la mayoría de los profesionales tienen experiencia

Desventajas

  • Requiere de un buen piso de cimentación
  • Para alturas muy grandes son menos económicos y necesitan de formaletas especiales.
  • Debido a su peso liviano pueden ser poco efectivos en casos de estabilización de deslizamientos.

Muros de contención con gaviones

Los muros de contención con gaviones están compuestos de piedras y mallas de acero inoxidable que dan una gran resistencia y un efecto estético. Se suelen encontrar este tipo de muros en zonas ajardinadas y espacios públicos.

Son muros con una gran versatilidad que se usan para delimitar parcelas en jardines o separaciones en los mismos, pero también sirven para asegurar taludes y evitar así corrimientos de tierra. 

Ventajas

  • Soportan movimientos sin pérdidas de eficiencias. 
  • Su construcción es sencilla y económica. 
  • Fácil alivio de presiones de agua.

Desventajas

  • Las mallas de acero galvanizado en ambientes ácidos se desgastan fácilmente.
  • Generalmente no se hace un buen control de calidad al amarre de la malla y las unidades.

Muros de contención con neumáticos

Es un sistema que usa los neumáticos de desecho como elemento de contención y/o de refuerzo. Se pueden emplear completos o trozados; se pueden unir formando capas horizontales continuas, superpuestas, para formar un muro de las dimensiones necesarias.

El muro de neumáticos se pone sobre el suelo y gracias a su peso y por la fuerza de gravedad es estable. Los neumáticos se colocan en filas de abajo hacia arriba y debe estar entre 5 y 10 cm más atrás que las filas anteriores y así sucesivamente hasta que se va formando una escalera, que tiene la forma del talud que está conteniendo.

Para darles más estabilidad, se pueden rellenar con tierra mezclada con cemento. Cada neumático debe amarrarse al de al lado con alambre galvanizado o cuerda de polipropileno trenzado y ajustado. 

Muros de contención de tierras

Para construir un muro de contención de tierras armadas antes hay que comprobar la geometría del lugar de trabajo y las condiciones del terreno por detrás y por debajo del muro ya que afectarán directamente a su estabilidad. También hay que observar las características físicas del lugar: el tipo de terreno y sus características, la geometría del muro y sus alrededores e identificar las líneas de drenaje naturales, los límites del terreno, servicios públicos, vegetación, etc

El objetivo de un muro de contención de tierras es aguantar las fuerzas que ejerce la tierra que debe contener y transmitirlas a la cimentación. 

En este video podrás ver los distintos tipos de muros que hay.

¿Cuánto cuesta construir un muro de contención?

El presupuesto de un muro de contención va a depender de diferentes factores, como la función que van a cumplir, los materiales que se van a emplear, el tamaño, el trabajo de cimentación, etc. El rango de precios va de los 100€ a los 190€/ m2 pero hay profesionales que lo indican con m3 o metros lineales. Si nos enfocamos en la construcción del muro sin el proceso de cimentación y el encofrado se pueden encontrar precios que van de los 70€ a 75€/ m2. 

A continuación te mostramos los rangos de precios más habituales dependiendo del tipo de muro de contención:

TIPOS DE MURO DE CONTENCIÓNRANGO DE PRECIOS
Muro de hormigón150 €/m3 – 350 €/m3
Muro de mampostería160 €/m3 – 460 €/m3
Muro de gaviones60 €/m3 – 100 €/m3
Muro de rocalla100 €/m2 – 130 €/m2
Muro de bloques75 €/m2 – 100 €/m2

Muros de contención prefabricados

Los muros de contención prefabricados son estructuras de hormigón armado vibrado que son fabricados parcialmente o en su totalidad en un proceso industrial para luego ser trasladados a su ubicación final. También se le pueden agregar otros elementos prefabricados o que se elaboran en la obra. 

Los muros de contención con estructura prefabricada cada vez se utilizan más debido a sus ventajas, las principales son: 

  • Reducción de costes ya que al utilizar elementos prefabricados el proceso de fabricación es más sencillo
  • El tiempo de ejecución es menor
  • No se necesita tanta mano de obra especializada
  • Reducción del impacto ambiental, con posibilidad de obtener diferentes acabados dependiendo del entorno donde esté

Muros de contención. Normativa

Para poder construir un muro de contención se deben de seguir las indicaciones establecidas por las Normas Tecnológicas de la Edificación (NTE). En este link podrás ver todo el proceso y los pasos a seguir para realizar un muro de contención adecuadamente.

Artículos relacionados

https://www.construmatica.com/construpedia/Construcci%C3%B3n_de_Muros_de_Hormig%C3%B3n

https://www.construmatica.com/construpedia/Muros_de_Bloques_de_Hormig%C3%B3n_con_Armadura

https://www.construmatica.com/construpedia/Muro_de_Bloques_de_Hormig%C3%B3n_sin_Armar

Post recientes